Uncategorized

Lo que compartimos nos define: una celebración de la amistad

Partiremos de una obviedad: fotografiar algo es congelarlo en el tiempo. Es seleccionar un instante discreto que queremos conservar en la memoria o que queremos compartir.

Hace ya algún tiempo que vengo observando un rasgo común en la mayoría de las fotos que se comparten en redes sociales. En realidad en la fotos que tomamos.

Fotografiamos seres queridos, amigos y amores con los que compartimos el instante. Nos fotografiamos junto con las personas que son algo especial para nosotros. Nos fotografiamos en los lugares que visitamos con estas personas, fotografiamos las comidas que compartimos.

La inmensa mayoría de las fotos que se comparten en redes sociales entran de lleno en el concepto epicúreo de la felicidad.

Me refiero por supuesto a las ideas del filósofo y no al concepto común de epicureísmo como sinónimo de una cierta exquisitez y cansancio de vivir, que es completamente opuesto a esas ideas.

Para Epicuro no había placer mayor que la buena conversación, un puñado de higos y queso y un poco de vino tinto, aderezado todo ello eso si por la amistad.

Así que no es mi intención catalogar el lado negativo de las fotos que se comparten en redes sociales. Demasiadas personas lo han hecho antes y demasiadas veces.

Mi intención es subrayar el lado positivo que no es otra que son, o pueden ser, entre otras cosas, una celebración de la amistad.

La amistad baila alrededor de la tierra habitada y, como un heraldo, nos anuncia a todos nosotros que despertemos para la felicidad

Estándar
Técnica fotográfica

En búsqueda del detalle significativo: un ejercicio práctico.

Tal y como he mencionado en la entrada anterior, la técnica utilizada por los escritores de Haiku a la hora de describir un paisaje resulta para mí la aproximación más valida que he encontrado al proceso creativo de como captar una imagen en fotografía. En mi humilde opinión captar imágenes con palabras o con trazos de luz son, al fin y al cabo, procesos análogos.

La técnica se conoce como Shasei, copiar del natural.

Fue descrita por Masaoka Shiki mediante estos tres pasos:

“Copiar la realidad tal y como es…

Seleccionar cuidadosamente en base a la experiencia…

Incluir la realidad psicológica de la escena… “

Lo que sigue es un ejemplo muy sencillo de como entiendo que funciona este proceso. Ni que decirse tiene que no me considero maestro de nada y mi intención es simplemente orientar a quien lea estas líneas en un proceso creativo que , en lo que a mí respecta resulta valido.

Mi punto de partida es una luz en la ventana aprovechando este día otoñal tardío.

IMG_2479

Se corresponde con la primera etapa: la realidad tal y como es.

Sin embago hay un detalle que tiene unpeso muy superior a los otros que es la luz. Para seleccionarla me he alejado un poco y he utilizado el zoom , lo que sirve para desenfocar el fondo.

IMG_2486Ahora la luz ha cobrado mucho más protagonismo porque es el detalle que hemos elegido como más signficativo.

El tercer paso , acentuar la verdad psicologica de la escena, es con mucho el más dificil. Un camino posible es entender como tal la fragilidad de la luz. Que hay gotas de luz en un mar de tinieblas. Para eso , he bajado la AV  con el siguiente

resultado.IMG_2484

Pero el problema con la verdad psicologica es que no es absoluta.  La lectura de un punto de luz es valida pero tambien seria una lectura totalmente valida  y considerar que los colores tostados de la madera son lo que  mejor refleja la calma de un día nublado y tranquilo.

Es por eso que cualquier consejo que recibas sobre como captar una imagen solo puede orientarte una parte del camino.

En última instancia la creación de una imagen va a depender de hasta qué punto estemos implicados en la misma, no es solo lo que mostramos por medio del objetivo. Es también lo que mostramos de nosotros mismos.

Estándar
IMG_0841
Uncategorized

Todo es poesia. La busqueda del detalle signficativo.

Una de las cosas que más permanecen en la memoria después de leer las memorias del Dr.   John Watson es el asombro que le inspira la habilidad de su amigo Sherlock Holmes para descubrir la vida y el carácter de una persona simplemente por los rasgos de su físico y por su indumentaria.

A Holmes le basta ver a una persona para acertar sin margen de error su profesión y su vida pasada. Descubre por su bastón que su visitante es un médico rural que durante un tiempo vivió en Londres o que fue militar…

Holmes es un maestro de la observación, de la atención plena y de captar el detalle más significativo para sus propósitos.

Se puede objetar que Holmes es un personaje de ficción pero lo cierto es que nace de las observaciones realizadas por uno de los maestros de Arthur Conan Doyle, el Doctor Joshep Bell de Edimburgo. Bell sirvió de inspiración para el personaje de ficción de Holmes y supongo que años más tarde para otro personaje de ficción, el Dr. Gregory House.

Pero volviendo al tema que nos ocupa, esta es una técnica que el detective ficticio y el medico real utilizan para sus fines que no son evidentemente hacer un retrato.

Digamos que Holmes elabora la foto de la ficha policial. Nada más lejos de un retrato.

Lo que plantea la cuestión de que es un retrato.

La mejor descripción que conozco es indirecta y en realidad voy a dar un rodeo bastante largo.

En Japón, el gran poeta Matsuo Basho instaba a aprender de los pinos que pretendían retratarse en los poemas.

El proceso se describe de la siguiente manera.

El principiante lo describe todo.

El poeta más avanzado selecciona el detalle más significativo.

Y el siguiente paso es seleccionar el detalle significativo que refleja la emoción que sentimos ante lo que quiera que sea que quedamos describir.

Esto implica que si queremos hacer un retrato el primer paso es abrirnos a la persona que queremos fotografiar y dejar que nos afecte. Aprender de esa persona.

Podría pensarse que tiene que ver esto con la fotografía.

En mi opinión todo. Como decía el gran fotógrafo Minor White, sea cual sea el medio es todo poesía.

Estándar
Técnica fotográfica

El estilo como herramienta.

En alguna ocasión he oído describir el estilo como los errores repetidos en cualquier actividad artística.

No estoy seguro que quiera ir tan lejos pero sí creo que es cierto lo que decía el gran guitarrista Robert Fripp en el sentido de que la técnica es peligrosa porque puedes quedar atrapado en un bucle en el que repites una y otra vez lo que ya has aprendido a hacer.

Es por eso por lo que me gusta hacer uso de la gran libertad que tiene el aficionado frente al profesional: cambiar radicalmente de técnica y estilo en las distintas imágenes. Esa es una libertad que no tiene el profesional al que se llama para un encargo pagado.

¿Color o blanco y negro?¿Nitidez o profundiad de campo? Todas estas consideraciones técnicas deben estar en funcion de la persona retratada.

Y es que para mi en terminos generales es el tema el que dicta la tecnica y el estilo y no al reves. El estilo debe ser siempre una herramienta y no una muleta.

Estándar
fashion, glamour, sarah moon

Los mundos crepusculares de Sarah Moon.

79775fbf532158a00bd2e78264f425d1

(Fotografia de Sarah Moon)

Los hechos son más o menos faciles de describir. Judia francesa.

Su familia escapó de Francia durante la ocupación Nazi. Comienza su carrera profesional como modelo pero pasa al otro lado del objetivo. Se da a conocer como imagen de Cacharel y de ahí trabaja para Vogue, para Chanel, para Dior …es la primera mujer que fotografía el calendario Pirelli. Desde los ochenta se ha concentrado en las exposiciones y en el trabajo para galerías.

Lo que las palabras no describen es la maravillosa riqueza de su mirada. Progresivamente más sutil, progresivamente más enigmática.

No es una mirada que ofrezca certezas ni perfiles marcados. Al contrario se recrea en el misterio, en los momentos sutiles captados por el rabillo del ojo y en mundos ligeramente fuera del tiempo, como su reportaje para Leica sobre el mundo del circo.

Mis palabras son un pobre sustituto para la experiencia de mirar las maravillosas imágenes de esta mujer, ganadoras de multiples galaradones. Volveréis a ellas una y otra vez una vez descubierta.

Hablo por experiencia.

Estándar
IMG_2299
retrato

En busca del ruido: algunas ideas fuera de lo establecido.

 victoria

No creo que exista otro criterio de validez en el arte que establecer, en la medida de lo posible, que los medios empleados transmiten de forma adecuada lo que el artista en cuestión pretendía transmitir.

Fuera de ello no creo que deban considerarse unos términos de correcto y equivocado de forma absoluta.

Tampoco creo que en términos artísticos una corriente artística invalide o convierta en erróneos a su opuesta.

¿Beatles o Rolling Stones? No hace falta elegir y la mayor parte de las personas no lo hacen.

Cualquier aficionado a la literatura puede disfrutar de la obra de Hemingway y de la Proust. Hacerlo o no es antes que nada una cuestión de gustos personales.

Por eso, como ya he comentado anteriormente, considero una fuente de inspiración los trabajos de la corriente pictorialista. Largamente denostados por no ser verdadera fotografía. Pero lo cierto que no creo que haya una verdadera fotografía o una verdadera literatura o una verdadera música más allá de las obras individuales. Como cantaba  Lennon ” Lo que quiera que te permita atravesar la noche…lo que sea… está bien”

Por otra parte llevaba algún tiempo dándole vueltas a la siguiente idea. Es corriente decir que  cuando sobra el color debemos ir al blanco y negro. ¿Pero y si lo que sobra es el detalle? ¿Si estamos más interesados en las atmosferas que en la nitidez? (En este sentido dejar constancia por mi admiración por el creador de la música de ambiente Brian Eno. Al igual que los pictorialistas no eran verdadero fotógrafos Eno no se considera a sí mismo músico. En todo caso las atmosferas evanescentes de los pictorialistas son para mi el complemento visual ideal para la musica de Eno)

Lo normal en estos casos es jugar con la profundidad de campo, con el Bokeh.

Pero el resultado seguía siendo para mi gusto demasiado perfecto.

En este momento empecé a interesarme por la estética japonesa. Y más en concreto por la idea de wabi sabi: nada es perfecto, nada está completo y nada está terminado.

El coctel se completa con mi gusto por las bandas de rock que utilizan guitarras distorsionadas como Sonic Youth o Jesus and Mary Chain.

Y está por supuesto mi admiracion por la gran Sarah Moon, cuyas delicadas atmosferas oniricas llevan fascinandome toda mi vida.

Que gusten o no no depende de mí ( aunque de momento la recepcion en redes sociales ha sido favorable) pero espero que al menos resulten interesantes.

waiting

Estándar
Gente, Uncategorized

Algo más que el Sr. Spock : Leonard Nimoy fotógrafo.

Nimoy

Es un mundo muy extraño este en el que vivimos en el que te enteras de las últimas palabras de alguien por medio de Twitter.

Pero lo cierto es que así ha sido con las bellas palabras de despedida del recientemente fallecido Leonard Nimoy uno de mis héroes desde la infancia.

Una vida es como un jardín. Puedes tener momentos perfectos pero no atraparlos excepto en el recuerdo.

Y a uno le viene a la mente que Nimoy era un excelente fotógrafo que a lo largo de los años se había labrado una sólida reputación.

Interesado en la belleza del cuerpo femenino hay dos proyectos suyos que quiero destacar.

El proyecto  Sekhina en el que retrata a  mujeres como la manifestacion del espiritu divino. Dios como algo femenino. Para ello retrata a mujeres glamourosas adornadas con simbolos religiosos  y ya puestos a meter el dedo en el ojo a los fundamentalistas con ropa transparente en algunos casos.

Pero más interesante incluso es el proyecto Full Body en el que revindica la belleza de las mujeres cuyos cuerpos no encajan en los canones convencionales de belleza.

En palabras de Nimoy “Demasiada gente sufre porque no tiene el tipo de cuerpo que se muestra en las revistas de moda”. A diferencia de otras imagenes, estas fotos sobre esas mujeres como personas. Sobre ellas y no sobre sus cuerpos.

En cualquier caso pienso que la fotografia fue sin duda una forma de capturar en la memoria  esos momentos perfectos

Descanse en paz.

Estándar